martes, 28 de enero de 2014

PUSO SEGUNDA

coque2Blooming hilvanó su segunda victoria al hilo, algo que le costó mucho en los últimos tiempos y que lo relegó de entrada en los torneos recientes en los que sufrió bastante por ese motivo.
Con el español Koke como conductor, la academia superó al siempre complicado Guabirá, que esta vez dejó todo lo que tiene, que no es demasiado, para el segundo tiempo.
Un mejor producción individual redundó en el funcionamiento colectivo del equipo del uruguayo Gustavo Díaz, en su segunda presentación en el Torneo Clausura.
Los celestes fueron más que su rival conducidos por Koke y su esporádico pero desequilibrante talento, sustentados por el oficio de los zagueros García e Iturralde, que esta vez realizaron una buena labor; apuntalados por la madurez de Ortiz en sub rol de volante central; y el aporte goleador del argentino Almirón, traído para eso, justamente.
Un gol fue suficiente para el triunfo de Blooming. Una jugada rápida bien aprovechada por el recuperado Salinas, quien envió un centro en velocidad que interceptado por Almirón en el área.
Guabirá reaccionó en el complemento, manejó un poco más la pelota, aunque sin claridad necesaria para superar a una defensa que se hizo fuerte con la firme del argentino García el uruguayo Iturralde.
Blooming ganó bien sin hacer un derroche de fútbol. Mejoró en relación al debut, se mostró un poco más seguro, menos frágil y también menos errático, con ideas más definidas.
Esto recién empieza, es cierto, pero empezar ganando y sin goles en contra es un buen síntoma para un Blooming que intenta recuperar una identidad de juego.